domingo, 26 de julio de 2015

ORACIÓN POR LOS ABUELOS




De cabellos de plata y corazón de oro
De mirada llena de bondad 
y palabras colmadas de sabiduría.


De silencios que hablan de prudencia
y cientos de consejos
para no errar en el camino.


Abuelos que son padres,
con amor que redobla en entrega
que es otra vez abrazo, cuidado
y excesivo cariño.


Abrazos y mimos que nunca faltan
en aquellos que hoy, son sus elegidos:
Nietos que buscan sin medidas esos tiempos
refugiados en sus cariños.


¡Quién como ellos para hablar de Amor desinteresado que es sostén y es abrigo!
Hoy Señor, te pido por sus corazones, su salud y todos sus caminos
Restablece sus cuerpos enfermos,
dales salud y largos años entre sus hijos;
fortalece sus almas y dales tu gracia
y bendición para que disfruten
de sus años en familia.


Cólmalos de alegrías siempre nuevas
y sana aquellas heridas del corazón,
que con el paso de los años han quedado
como huellas del tiempo en sus recuerdos.


Danos a nosotros la gracia:
De amarlos también sin medida,
de entender sus silencios, sus “caprichos” y “vueltas”.

Que nunca falte nuestro corazón agradecido.
Que nuestras manos se conviertan

en sostén, caricia y también abrigo.

Que nunca sientan la soledad
mientras tengan sus hijos,
más descubran que el amor que han dado,
hoy es tesoro que sus hijos
guardan como herencia aquí y en Cielo.

Que el amor no les falte, tu bendición
y cariños.

Que se sientan felices de haber recorrido
parte del camino, sostenidos siempre por tu Mano
que fue Misericordia y Providencia en su destino.


Abrázalos Padre Dios,
y hazlos sentir felices,
Fuertes y llenos de tu amor divino,
y a nosotros danos vida y amor
para retribuirles, de alguna manera,
tanta vida, y tanto amor
que nos han dejado
marcado a fuego en nuestros corazones
como sostén e incondicional ayuda
en este camino.


Bendice hoy Señor
a todos los abuelos.




(Del libro Jesús a mi alma. Autor: P. Guillermo Serra, L.C.)
©Padre Guillermo Serra, L.C. 2015



3 comentarios:

  1. Cuando nació Felicita, mi primer nieta que tiene 2 años, sentí que Dios me hacía un regalo y ahora el 29 de mayo, nació Carmelita. Me siento muy feliz de ser abuela.-

    ResponderEliminar
  2. Cuando nació Felicita, mi primer nieta que tiene 2 años, sentí que Dios me hacía un regalo y ahora el 29 de mayo, nació Carmelita. Me siento muy feliz de ser abuela.-

    ResponderEliminar
  3. Yo no tengo la felicidad de tener un nieto, pero escucho a mi hermana principalmente como se expresa de sus nietos y a de ser una bendición tenerlos.

    ResponderEliminar